Revista Viajeroshttp://www.revistaviajeros.es
disminuir fuente ampliar fuente

REP.DOMINICANA

 

  • Guía práctica
  • Reportaje
REPÚBLICA DOMINICANA
Un capricho para todo
s

Es necesario que te pellizquen muy fuerte para despertar de la ensoñación que te envuelve en muchos de los rincones dominicanos. Esta es una isla para gozarla con todos los sentidos, de grandes paisajes de mar y de interior, de reminiscencias coloniales, pura adrenalina al practicar deportes acuáticos y un bendito relax cuando se degusta algún combinado de ron al ocaso. ¿Quién puede negarse a entrar en el paraíso?

A veces nos resulta sorprendente el poder de atracción del Caribe, sobre todo a aquellos que contamos con el privilegio de vivir en un país con un sol radiante –garantizado la mayor parte del año, decían hasta el pasado invierno– y una franja costera de miles de kilómetros. Sin embargo, tras una primera visita al universo que lo conforma, empezamos a intuir los motivos. Uno de esos grandes focos que nos absorbe es República Dominicana, nidito de amor de cientos de enamorados que disfrutan en ella sus lunas de miel, pero también de un público cada vez más variopinto. ¿Cuál es su secreto? Algo tan sencillo como la variedad y la calidad humana de sus gentes. En una sociedad en la que el contacto humano cada día se valora menos extraña la cercanía de la población local que te hace sentir como en casa y eso nos gusta.

Abrazado a una tumbona en la Costa del Sur y el Este

Aquellos que se derriten sólo con pensar en una cómoda tumbona junto al mar o la piscina no se sentirán defraudados y si, además, esa idílica imagen se acompaña de un cóctel tropical a pocos centímetros, sin duda, ya les habremos captado. Ahora sólo habría que regalar los oídos con bachatas de las que en nuestro país nos pueden parecer melosas pero que allí nos encantan. El lugar idóneo para ello, aunque cualquier punto de la costa se presta, es la costa del Sur y el Este. Sus puntos fuertes se sitúan alrededor de Barahona, Boca Chica, Juan Dolio, La Romana, Bayahíbe, Punta Cana y la capital, Santo Domingo, recogida como Patrimonio de la Humanidad.
Comenzamos por las reconocidísimas áreas de Punta Cana y Playa Bávaro, donde se dan cita ensenadas blanquísimas y fantásticas como las de Arena Gorda, Cortecito, Cabeza de Toro, Macao, Punta Cana y Bávaro que conforman la Costa del Coco. Cuarenta kilómetros donde ir olvidando los asuntos cotidianos uno a uno. Además de sentarse a la sombra de un cocotero, también existe la posibilidad de practicar submarinismo, snorkeling, golf, realizar excursiones a caballo, visitar las Cuevas Fun Fun o la de las Maravillas, acercarse a Isla Saona o descubrir el Parque Nacional del Este.
En dirección al sur salen al paso Bayahibe y La Romana. El primero es una villa de pescadores, cuyas viviendas de colores forman una bonita estampa junto al transparente turquesa del mar. No dude en darse un bañito en esa playa porque ostenta Bandera Azul e incluso es más que aconsejable sumergirse y disfrutar del arrecife de coral. La Romana, por su lado, no cuenta con ese encanto tan íntimo pero, a cambio, dispone de la mejor infraestructura hotelera, instalaciones deportivas, campos de golf, etc. Y, aunque la tumbona os eche de menos, si estáis alojados aquí no dejeis pasar la oportunidad de pasear por su núcleo de población, cámara en mano por supuesto. Casitas de colores donde viven los lugareños, el Parque Central, la Iglesia de Santa Rosa de Lima, el Barrio de la Costa, el Mercado el Ingenio Central y el mercado del sábado por la mañana os esperan.
También es un lugar interesante para partir en alguna de las excursiones que llevan a conocer el privilegiado entorno del río Chavón en lancha. La isla Saona, integrada en el territorio que ocupa el Parque Nacional del Este, es otro sueño cumplido de los dioses. Playas vírgenes que disfrutaron en su día los piratas reciben hoy día a alucinados turistas deslumbrados por sus arenas. El paisaje de este área natural no se queda atrás con sus manantiales, arrecifes, cuevas y manglares. Otra ínsula que le ofrecerán conocer es Isla Catalina, el edén de cualquier náufrago. Completamente natural y solitaria, ofrece en su escaso kilómetro de playa un rinconcito donde relajarse, darse un baño rodeado de peces de colores y unas prácticas sombras de cocoteros donde echarse la siesta.
Continuamos hacia el sureste, en el camino les asaltará Juan Dolio y Boca Chica (perfecta para hacer submarinismo o snorkeling) antes de llegar a Santo Domingo. La capital, ciudad Patrimonio de la Humanidad, exhibe el esplendor propio de la época colonial y muestra con orgullo la arquitectura típica. Tras un recorrido por sus calles, una visita al Jardín Botánico y un paseo por el Malecón ya formaremos parte del mundillo dominicano como si hubiésemos nacido allí. Si dispone de tiempo y ganas también puede explorar la costa suroeste donde se ubican San Cristóbal, Palenque, Baní, la afamada Barahona y otros muchos enclaves.

Naturalidad pura en el Norte

Lo más habitual cuando se viaja a este país es decantarse por conocer el Sur, más turístico, o la mitad norte donde los grandes protagonistas son la Naturaleza y la población local. Puerto Plata, Samaná y Santiago son los puntos de referencia y, entre ellos, localidades y rincones dignos de visitar.
Puerto Plata está considerada la capital de la Costa del Ámbar, ya que dicha resina fósil abundaba en sus alrededores. Su núcleo urbano merece un agradable paseo para deleitarse con sus fachadas victorianas, las coloridas viviendas, las balconadas y el Malecón. Santiago, por otro lado, también posee un patrimonio interesante y una hermosa catedral, aunque no está en la costa sino en el Valle del Cibao. Se enorgullece de ser la cuna del ron, el tabaco y el merengue. Impresionante es el Monumento a los Héroes de la Restauración. Por último, Santa Bárbara de Samaná, que toma parte del nombre de la península, es el centro de comunicaciones perfecto para conocer los bellísimos parques naturales del entorno.
Un recorrido por el litoral norte estaría incompleto si no incluyese centros turísticos como Sosúa o Cabarete. Éste último es el lugar predilecto de los aficionados a los deportes acuáticos y donde se percibe un sano ambiente juvenil. De hecho, se considera que dispone de una de las diez mejores playas del planeta para practicar windsurf y kitesurf. El potente viento y la ausencia de arrecifes colaboran para atraer a muchos surfistas que tienen una cita anual en el Campeonato Mundial de Windsurf y en la Cabarete Race Week.
El animado ambiente nocturno, los bares y restaurantes que miran al mar día y noche reciben visitantes desenfadados todo el año.
Si ha de escoger alguna excursión que le ofrezcan en el hotel o en alguna agencia local no dude en seleccionar una de estas cuatro: el Parque Nacional de los Haitises, Las Terrenas, Cayo Levantado o Río San Juan.
La primera de ellas es sorprendente ya que consiste en una reserva natural formada por un conjunto de montículos (o mogotes) desperdigados por el mar y cubiertos por una frondosa vegetación. En los mismos se cobijan más de 100 especies de aves tropicales y están salpicados por cuevas y manglares. Las Terrenas es otra magnífica opción para contemplar anualmente la llegada de las ballenas jorobadas (unas 3.000 que miden hasta 18 metros) que vienen desde Groenlandia a dar a luz a estos mares más cálidos. Y también relacionado con el agua pero dulce, es la salida a caballo que lleva a la Cascada del Limón. Especialmente romántico es Cayo Levantado, un rinconcito donde pasar el día o alojarse en su magnífico hotel. Playas, buceo y sol conducen al relax absoluto. Por último, los más aventureros disfrutarán especialmente en Río San Juan donde manglares, acantilados, cuevas y aves conviven en armonía.
República Dominicana es un universo apto para los más exigentes en calidad de vida, una población cálida, excelentes infraestructuras y un paisaje variado que satisface los gustos más selectos: mar, parques naturales, deportes acuáticos y de interior. Descúbrelo y sorpréndete.
 
CÓMO LLEGAR
Para acceder a República Dominicana podemos volar con compañías prestigiosas com Condor, Tel. 902 517 300,
www.condor.com; Air Europa, Tel. 902 401 501, www.aireuropa.com; Iberia, Tel. 902 400 500, www.iberia.com y Avianca, www.aviancaeuropa.com No todas cuentan con vuelos directos (se llega en unas 8 horas), consulte las ofertas porque puede merecer la pena realizar alguna escala.

CÓMO MOVERSE
Para realizar excursiones por la isla se pueden contratar las salidas que organizan los propios hoteles o hacerlas por su cuenta. Es un país bastante seguro por lo que alquilar un coche es también una opción acertada (sólo mayores de 25 años). Existen líneas regulares de autobuses que unen las ciudades, taxis e, incluso, metro en Santo Domingo.

DOCUMENTACIÓN
Se precisa pasaporte en vigor durante la estancia en el país. No es necesario visado para los viajeros españoles aunque sí hay que adquirir una Tarjeta de Turismo que cuesta 10 US $ y se puede comprar en embajadas o consulados dominicanos o bien en el mismo aeropuerto.

MONEDA
La moneda de curso legal es el Peso Dominicano y se fracciona en 100 centavos. Se pueden llevar Euros y cambiarlos una vez allí, sin realizar el paso intermedio de obtener dólares. Las tarjetas de crédito también son útiles en grandes comercios y hoteles.

CUANDO VIAJAR
La temperatura media anual es de 27 grados. El mes más caluroso es agosto (34 ºC) y enero el más fresco (unos 18 ºC). Por lo tanto, cualquier momento es bueno para conocer este paraíso.

DÓNDE ALOJARSE
República Dominicana es capaz de contentar a todo tipo de público, al que busca un resort todo incluido donde olvidarse de la billetera, al que va con pocos fondos y al más sibarita que anhela un hotel boutique exclusivo. Os ofrecemos algunos nombres pero consulta en Internet porque el listado es inmenso.
• La cadena Barceló dispone de casi una decena de hoteles distribuidos entre Juan Dolio, Puerto Plata, Punta Cana/ Playa Bávaro y Santo Domingo. Localiza el tuyo en
www.barcelo.com
• Iberostar también ofrece buenos establecimientos en Bayahibe, Puerto Plata y Punta Cana.
www.iberostar.com
También hay que mencionar la cadena Meliá (
www.melia.com) y la de Bahía Príncipe, con excelentes establecimientos por toda la isla en  el sur y en el norte (www.bahia-principe.com)

GASTRONOMÍA
En la isla es sencillo agradar a todos los paladares porque no faltan los establecimientos de cocina internacional pero os aconsejamos probar las delicias locales. Entre ellas, tiene un puesto de honor la bandera, que consiste en un plato combinado de habichuelas (blancas, rojas o negras), carne, verduras y plátanos maduros o fritos verdes. Incluso más contundente que este es el sancocho dominicano, parecido a nuestro cocido. Ahora bien, la cocina de cada región nos obsequia con platos como el pescado con coco (en Samaná), el chivo de Azua y el chivo liniero de Montecristi, puerco en puya, pasteles en hoja y chicharrones de pollo. Y si después de unos días echas de menos la comida española pide un locrio dominicano que es la versión caribeña de la paella.
Prestad especial atención a las variadas presentaciones del plátano macho, la cerveza nacional Presidente y el excelente ron Brugal.

QUÉ COMPRAR
Los objetos más recomendables para adquirir como souvenir son los propios del lugar. En este caso joyas de ámbar y larimar (una piedra turquesa semipreciosa) para nuestra belleza personal y cuadros, tallas, figuras taínas o café para la casa.

ACTIVIDADES DEPORTIVAS
• Golf. Los golfistas encontrarán 19 campos frente al mar y dogleg lefts alrededor de ondulantes palmeras. Disfrutarán de áreas diseñadas por leyendas como Pete Dye, P.B. Dye, Jack Nicklaus, Arnold Palmer, Robert Trent Jones, Gary Player, Tom Fazio y Nick Faldo.
• Dispone de una costa excepcional para practicar kiteboarding, windsurfing y surfing. Entre otros lugares, una gran referencia es Cabarete, en la costa norte.
• Buceo y pesca deportiva son otras opciones a tener en cuenta.


DIRECCIONES PRÁCTICAS
Oficina de Turismo de
Rep. Dominicana
General Yagüe 4, 12. Madrid
Tel. 914 177 375
www.godominicanrepublic.com

Rep. Dominicana/ © Pepa Gª



Rep. Dominicana/ © Pepa Gª



Rep. Dominicana/ © Pepa Gª



Rep. Dominicana/ © Pepa Gª



Rep. Dominicana/ © Pepa Gª



Rep. Dominicana/ © Pepa Gª



Rep. Dominicana/ © Pepa Gª



Rep. Dominicana/ © Pepa Gª



Rep. Dominicana/ © Pepa Gª




Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso.
Puedes cambiar la configuración u obtener más información aqui.

www.dmacroweb.com - Creación de sitios web, portales, CMS, B2B, B2C, aplicaciones extranet / intranet
Copyright © 2011 Dynamic Macroweb & Design S.L. Todos los derechos reservados.
Web site desarrollado por DMacroWeb mediante la herramienta DM Corporative
Comparte: Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en Google +1 Guardar en mis favoritos de Del.icio.us Guardar en mis favoritos de Google Bookmarks Guardar en los favoritos de My Yahoo! Enviar a Menéame Comparte en tu página
Infórmate: