Compartir

CULTURA. Roma en la gran pantalla

Un viaje comienza en el mismo momento en que decidimos cuál será nuestro próximo destino. A partir de ese instante iniciamos una fase en la que documentarnos a través de guías, libros de viaje y películas sobre ese lugar elegido. En esta ocasión hemos decidido visitar Roma inicialmente desde la gran pantalla.

Un viaje comienza en el mismo momento en que decidimos cuál será nuestro próximo destino. A partir de ese instante iniciamos una fase en la que documentarnos a través de guías, libros de viaje y películas sobre ese lugar elegido.

Si somos amantes del cine, por ejemplo, no dudaremos en desempolvar cintas míticas que nos lleven a disfrutar de la imagen de ciudades o países en décadas pasadas y a bucear entre los últimos títulos que han copado las carteleras. Por supuesto, es más sencillo encontrar películas de determinados enclaves que son auténticos platós de rodaje naturales donde apenas es necesario atrezzo para situarlos en otras épocas. Una de esas ciudades es Roma.

Encontrar buenas referencias de la Ciudad Eterna es tan sencillo como repasar la historia del Cine, donde surgen películas como Roma cittá aperta, dirigida por Roberto Rossellini, y El ladrón de bicicletas, de Vittorio de Sica, consideradas las obras maestras del neorrealismo italiano. Igual de imprescindibles son La dolce Vita, con Federico Fellini como director y protagonizada por Marcello Mastroianni y Anita Ekberg, y la inolvidable Vacaciones en Roma en la que todos recordamos ese mítico paseo en Vespa de Audrey Hepburn y Gregory Peck.

Más actuales son Habitación en Roma, de Julio Medem, donde Elena Anaya y Natasha Yarovenko viven un apasionado romance; y De Roma con Amor, la más actual, dirigida por Woody Allen. Muchas otras (El talento de Mr Ripley, Una jornada particular, Caro diario, etc.) completarían un listado casi infinito. Así que preparemos palomitas, apaguemos las luces y ¡a disfrutar!

Más experiencias seleccionadas para ti